PiensaBlogs, la prensa del futuro se lee en internet    

frutas



En los tiempos que corren dominados por los avances tecnológicos, que han traído nuevas facilidades a nuestras vidas, pero también han modifica el ritmo de las mismas, es muy importante saber volver a las raíces cuando se trata de alimentación y salud, inculcando en nuestros hijos el gusto por la calidad solo obtenida en la naturaleza.

La empresa Filli Orsero (Hermanos Orsero) fue fundada nada más y nada menos que en el año 1940 por el abuelo de la familia Antonio Orsero, quien se interesó en el cultivo de frutas para la venta . Desde entonces la prioridad de la firma ha sido brindar productos de altísima calidad a un mercado amplio, los primeros años a nivel local, generando reputación, para luego expandirse y convertirse en grandes importadores de bananas y piñas.

Desde los comienzos, los miembros de ésta empresa familiar han buscado en todos lados del mundo las tierras más aptas para el cultivo de sus productos, encontrando bajo el sol de América central, más precisamente en Colombia y Costa Rica, donde aún se encuentran las huertas de la firma, el tipo de suelo y clima perfectos para ésta clase de fruto principalmente tropical, produciéndolo en masa para Europa.

Algo muy importante que propone la empresa Filli Orsero es su importante compromiso por el cuidado del medio ambiente, reubicando los residuos derivados de su producción, utilizando material 100% reciclado en sus cajas y elementos de embalaje. La tecnología fotovoltaica, más conocida como energía solar, es utilizada en los almacenes de la compañía, disminuyendo considerablemente el consumo de otras energías y por el ende la contaminación ambiental.

Las bananas y piñas de la firma Fillo Orsero son distribuidas a todo el mundo gracias a un extensa red de sociedades que permiten tener contacto con distintas distribuidoras de países como Italia, Francia, España, Portugal, Grecia, Eslovenia, Argentina, México, Chile y muchos más, asegurando un suministro constante de productos frescos y controlados en su calidad, con controles constantes que no dejan nada librado al asar.

Sin dudas el mayor tesoro de la compañía es la intachable reputación del apellido Orsero, y la tradición convertida en confianza de parte de los clientes comerciales, o el público general, como cualquier madre que busca brindarle siempre lo mejor a sus familias.

Filli Orsero: alimentos saludables
archivo:orsero.jpg


Una comida francesa, para impresionar. Hoy par ti la receta de un delicioso postre de frutas que sin lugar a dudas dara para halbar, el babaroise de frutilla, durazno y cereza. Y no olvides una cosa, en una comida francesa, la elección del vino es aún más importante.

Preparación:

Pase las frutas por un cernidor para obtener un puré. Utilice duraznos en almíbar, frutillas y cerezas frescas. Si no fuera la época, sustituya por frutas conservadas.

Bata las yemas con azúcar hasta que se aclaren. Mezcle la maicena y continúe batiendo, en tanto vierta la  leche de a poco. Lleve al fuego bajo hasta espesar. Disuelva la gelatina en el jugo de naranja previamente hervido. Mezcle con la crema de arriba. Reserve.

Bata las claras, adicionando azúcar, de a poco, hasta endurecer y mezcle a la crema reservada. Lleve a la heladera hasta que tome consistencia.

Bata la crema de leche y adicione a la mezcla que está en la heladera. Divida en tres partes iguales. Combine cada porción con uno de los purés de frutas. Lleve uno de los purés a la heladera en molde rectangular. Deje enfriar hasta que quede firme. Cubra con otro puré y lleve nuevamente a la heladera. Cuando se endurezca, coloque la capa de puré restante y mantenga frío hasta la hora de servir. Decore con frutas frescas.



La fruta es uno de los grandes pilares de la repostería griega, se utiliza fundamentalmente cocida en un almíbar, por lo general, bastante denso. Es una receta que se aplica a todo tipo de frutas, del membrillo a la fresa, del damasco a la pera. Estas manzanas, aun no siendo muy habituales, llegan a tomar, en algunos casos, el nombre de la capital del país.

Preparación:

Lavar, pelar y quitar el corazón de las manzanas. Tapar y reservar.

Disolver el azúcar en el vino tinto y llevar a ebullición. Añadir el licor de rosas, el clavo de olor y cocinar, a fuego lento, 5 minutos.

Incorporar las manzanas, tapar y cocinar, a fuego lento, durante 7 minutos. Dar vuelta las manzanas y cocinar otros 7 minutos (o hasta que estén tiernas). Comprobar el punto de cocción, pinchando las manzanas con un tenedor.

Pasar las manzanas a una fuente, dejar cocer el jarabe hasta reducirlo a la mitad de su volumen y rociarlas con el jarabe. Dejar enfriar 364 horas en la heladera.

Datos:

El jarabe. Puede ser más claro o más espeso, porque, al fin y al cabo, eso no depende ni de tradiciones, ni de costumbres, sino de los gustos de cada cual. Podemos salpicarlo con un chorrito de crema o aromatizarlo con un toque de canda.



La fruta fresca marca el final de las comidas, por encima incluso de la repostería. En Grecia, se aplican muchos tratamientos a la fruta: un detalle aromático, un poco de azúcar para endulzar o jarabes y salsas de caramelo. La miel griega tiene un sabor especial, un carácter fuerte y delicado que aporta un sello particular a la repostería local.

Preparación:

Pelar las naranjas, rallar las cascaras y dejarlas una hora en una cacerolita con agua. Tapar la cacerolita y cocinar 15 minutos, a fuego lento. Pasar por un tamiz, reservar la ralladura y mezclar el jugo con el agua necesaria para obtener 150 centímetros cúbicos de jugo.

Limpiar las naranjas, eliminar la telilla blanca y .cortar en rodajas de menos de 1 centímetro de grosor. Disponer sobre una fuente ancha y espolvorear con 1/3 de la ralladura de naranja.

Calentar el jugo -recién preparado- con el azúcar hasta disolverlo. Subir el fuego y hervir hasta que muestre un color dorado oscuro. Retirar del fuego, agregar la miel y el licor de rosas, remover hasta disolver la miel. Dejar que pierda temperatura.

Rociar las naranjas con el jarabe, todavía caliente, cubrir la fuente y reservar en la heladera, por lo menos durante 4 horas. Decorar con el resto de la ralladura de naranja.

Datos:

Entre naranjas. Las mejores naranjas para comer en crudo suelen tener la piel gruesa y carnosa y la pulpa dulce y muy agradable. Vale la pena seleccionar el producto, porque este postre desmerece si se compran naranjas demasiado secas o con muchas semillas.



Hoy para ti, la receta del delicioso manjar de frutas.

Preparación:

Lavar bien las frutas y pelarlas. Colocar la fruta picada en una olla mediana. Añadir las pasas de uva. Cubrirlas con el azúcar. Incorporar la canela y dejar reposar media hora. Llevar a fuego -suave por aproximadamente 20 minutos o hasta que las frutas queden bien cocidas y el jugo tenga consistencia de almíbar flojo. Esta preparación es ideal para la. vianda de los niños.

Datos:

Las frutas tienen gran contenido en vitaminas, minerales, oligoelementos y nutrientes como los bioflavonoides y ayudan a regular nuestro sistema inmunitario. Tienen propiedades desintoxicantes, estimulan la función hepática y renal. Ayudan a mejorar la pereza intestinal gracias a su contenido en fibra.



Hoy para ti, la receta de la deliciosa manzana a la suiza

Preparación:

Lavar bien las manzanas. Con la ayuda de un cuchillo o utensilio especial para ahuecar frutas, quitar el centro perforándolas desde arriba. En una asadera previamente enmantecada, colocar las manzanas ahuecadas, separadas entre sí. A cada manzana rellenarla con una cucharada de pasas, una de nueces, una de azúcar y una de mantequilla. Llevar a horno precalentado a 180°C, hasta que la manzana quede blanda por dentro, pero firme. Si fuera necesario, rociarlas durante la cocción con un poco de agua para que no se peguen. Servir acompañadas de crema doble batida y salsa de chocolate.

Datos:

Por su rico aroma, su impecable color y su sabor tan agradable, fue desde siempre la preferida de los niños y los adultos que vieron en la manzana todo el potencial energético del cual fue dotada por la naturaleza. El poder curativo de estas frutas es efectivo en problemas de nervios, trastornos del hígado, es antioxidante; ayudando a conservar la juventud, benéfica en enfermedades del bazo, en reumatismos, en mala digestión, insomnios, diarreas, limpia y purifica la sangre, reconstituyente cerebral, ideal para estudiantes y personas que tienen gran actividad mental. Restaura la vitalidad y la armonía interior.



La sandía es un regalo de la naturaleza que hay que aprovechar, ya que a sus amplias propiedades o beneficios para la salud se añade su rico y refrescante sabor para los días de verano.

Color y carotenos

La sandía constituye un alimento rico en carotenos. El principal componente de esta fruta es el licopeno, el colorante que tiñe esta fruta de color rojo o rosado. Éste tiene propiedades muy beneficiosas, previene diversos tipos de cáncer y disminuye el colesterol. Además, una vez ingerido, se transforma en vitamina A: uno de los mejores antioxidantes.

Baja en sodio

Comparada con otras frutas, la sandía contiene mucho menos sodio, por lo que será útil para personas que deben comer alimentos bajos en sal. Es ideal para hipertensos y para personas que necesitan un alimento con propiedades diuréticas: enfermos de artritis, gota, obesidad, diabetes y cálculos.

Cicatriza heridas

En menor proporción, esta fruta contiene vitamina C que ayuda a la formación del colágeno. Este es ideal para la cicatrización de heridas producidas por traumatismos, cortes, quemaduras y cirugías. Igualmente, resultará adecuada para la formación de nuevos tejidos en distensiones musculares y en huesos y ligamentos rotos.

Alta en azúcar

Permite mantener estable los niveles de azúcar en la sangre, lo cual reduce la sensación de hambre al tiempo que evita que comamos otros alimentos menos adecuados.

Mucha energía y poco colesterol

Posee cantidades elevadas de vitaminas del grupo B como la piridoxina (B6), cuya función es el aprovechamiento de los hidratos de carbono, grasas y proteínas esenciales para regular el funcionamiento del sistema nervioso. Por otra parte, la vitamina 63 produce energía necesaria y ayuda a mantener los niveles bajos de colesterol.

frutas
archivo:sandia2.jpg


Como ya sabes en tucocinaytu.com adoramos los postres y cada día estamos agrandando nuestra selección de postres a base de frutas. Hoy les proponemos un postre sencillo pero no de los más comunes: Naranjas de la alhambra.

Preparación

1) Pela las naranjas cuidadosamente , tratando de eliminar en lo posible la parte blanca. Córtalas en rodajas y dispónlas a tu gusto en platos individuales de postre.

2) En un cazo antiadherente pon el zumo de limón, las 2 cucharadas de agua de azahar, las dos cucharadas de tu licor preferido y el azúcar. Lleva lentamente a ebullición la mezcla y mantenla así a fuego lento hasta obtener un sirope o jarabe no muy espeso.

3) Retira del fuego y vierte inmediatamente sobre las naranjas antes de que el sirope se enfríe.

4) Espolvorea por encima de la canela en polvo y las almendras fileteadas.

5) Deja reposar las naranjas en la nevera al menos durante un par de horas. Y aún mejor si las preparas de un día para otro.

6) En el momento de servir, adorna con hojitas de menta fresca.

7) En verano, cuando no es la mejor época para las naranjas, este postre también te quedará riquísimo sustituyéndolas por melocotones.



Te introducimos a la fruta sin edad, los damascos

Previene enfermedades:

El contenido de provitamina A (betacaroteno), de acción antioxidante, les confiere su color anaranjado característico. Esta vitamina estimula las defensas orgánicas, ya que se encuentra implicada en la producción de glóbulos blancos.

Por ello, esta fruta es de utilidad para combatir las infecciones y también es indicada para reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares, degenerativas y el cáncer.

Ideal para dietas:

Por la presencia de potasio, el albaricoque se instala como una fruta diurética, aconsejada y recetada en tratamientos dietéticos y en distintas dolencias, tales como la hipertensión arterial u otras coligadas a retención de líquidos. Además, se recomienda su ingesta cuando se utilizan diuréticos que eliminan dicho mineral.

Nutrientes esenciales:

Esta fruta tributa minerales vinculados a la gestación y sazón de los glóbulos rojos, cobre, hierro y cobalto. Los damascos frescos maduros son ricos en taninos, sustancias con propiedades astringentes, antiinflamatorias y antioxidantes.

Cuidado y elección:

La sensibilidad del damasco es tal, que un leve golpe con la uña o una presión fuerte con los dedos, lo aplasta y facilita una prematura descomposición. Se considera que el albaricoque está en su mejor momento para ser consumido cuando, al presionarlo suavemente entre los dedos tiene una consistencia blanda.

Piel y ojos:

Sus componentes en vitamina A y C intervienen en la agudeza de la tvisión nocturna, así como en la salud de nuestra piel, favoreciendo la regeneración de las células epiteliales.

 

frutas,damascos
archivo:damascos2.jpg


¿Con ganas de probar platos con diferentes combinaciones de sabores? ¿Te animas a la siguiente preparación a base de frutas y arroz? Y como sabemos que te encanta este tipo de recetas a continuación te proponemos un Panaché de frutas y arroz.

Preparación

1) Procesa los arándanos con el azúcar en media taza de agua y cólalos para retirar la piel.

2) Lava bien el arroz y déjalo durante 6 horas en el jugo de arándanos previamente calentado con las cascaritas de limón. Pónlos en las canastitas presionándolo bien.

3) Coloca las canastitas en el piso, bajo una vaporera y concina durante 15 minutos. Retíralo y deja que enfríe en la heladera. Acomoda las frutas en la vaporera, rocíalas con la miel y cocínalas de 6 a 10 minutos antes de servirlas.

4) Desmolda en los platos los conos de arroz y rodéalos con el panaché de frutas tibio.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...