PiensaBlogs, la prensa del futuro se lee en internet    


El hígado graso del pato de foie gras, es una de las delicias de la gastronomía occidental. Se trata de una pieza singular que se consigue tras cebar un pato hasta provocar la hipertrofia del hígado y, con ello, un desmesurado desarrollo del órgano. Gracias a este proceso, la pieza exhibe la suavidad y ternura que la caracteriza. La región de tandas es una de las principales zonas productoras. A continuación como preparar foie gras en terrine.

Preparación

Limpiar el hígado, separando los dos lóbulos, quitando los nervios y las venas que hayan quedado y eliminando la telilla que los cubre. Pasarlos a un recipiente, salpimentar y bañar en el coñac. Tapar y dejar 12 horas en un lugar fresco. Darlos vuelta cada 2 horas.

Templarlos, secarlos y meterlos en una tarrina en la que entren bien apretados, tapar y hornear al baño María durante 40 minutos, con el horno a 180° C.
Dejar escurrir sobre una rejilla, recogiendo en un recipiente la grasa que suelten.

Pasarlos a otra tarrina más pequeña, donde queden de nuevo a presión, rellenar hasta la mitad con la grasa desprendida al escurrir. Tapar y poner un peso encima, prensando mientras se enfría. Guardar 24 horas en la heladera antes de servirlo.

Servir acompañado con tostadas, de ser posible de un pan ligeramente dulce (un brioche o pan con pasas) y una gelatina de oporto.

Tarrina y terrina: A veces los nombres engañan y este es uno de ellos. El nombre original es terrine, en francés, y como tal se acostumbra a traducirlo, sin tener en cuenta que se trata de una referencia al recipiente utilizado para preparar el plato: un taño alargado de cerámica. Por eso, la auténtica traducción castellana es «tarrina».



En la zona de Amiens se prepara este paté en croupe (paté en costra, recubierto por una corteza de masa) utilizando un pato de engorde entero, con su hígado graso, que se coloca en el centro de la preparación. Es una receta de lujo que puede simplificarse, y abaratarse, eliminando el foie gras. A continuación como prepararar paté de pato al estilo de Amiens.

Preparación

Saltear con mantequilla las echalotes y la cebolla picada fina. Añadir los champiñones en láminas. Rehogar. Incorporar la panceta, el cerdo y el conejo picados gruesos ,avivar el fuego hasta dorarlos. Flamear con la ginebra. Pasar por la picadora y mezclar con 2 huevos y una clara. Añadir los pistachos, salpimentar y mezclar. Reservar 1/3 del picadillo y rellenar el pato deshuesado y en una pieza con el resto.

Dividir en dos la masa quebrada. Formar una base ovalada mayor que el pato. Depositar la mitad del relleno, dejando 2 cm libres en los bordes. Poner el pato sobre el relleno y añadirle el relleno restante. Recubrir con la masa. Juntar los bordes con agua.

Untar la masa con la yema de huevo mezclada con leche. Hacer 3 agujeros y poner un canuto de papel de aluminio en cada uno. Hornear 2 1/2 horas, manteniéndolo a 200° C hasta que empiece a dorarse y luego a una temperatura de 180° C.
3 Cocinar los huesos de vaca con el pie de ternera, agua y sal, durante 2 horas. Colar y rellenar el paté a través de los canutillos. Dejar enfriar 24 horas.



En pocas cosas hay tanta coincidencia entre los profesionales -cocineros y periodistas especializados- como en distinguir a la colmenilla -también conocida por "morilla", "casulla de obispo" y por otros nombres similares- como la reina de los hongos de primavera. Aromática, carnosa, sabrosa... y escasa. Todo está a su favor.

Preparación:

Limpiar las colmenillas, enteras, lavándolas con cuidado bajo un chorro de agua fría, escurrir y secar.

Saltearlas medio minuto en una cacerola baja con una cucharada de mantequilla fundida. Añadir la ¿chalote -picada muy fina- unas gotas de jugo de limón, pimienta negra molida y sal.

Rehogar durante 5 minutos a fuego vivo, luego bajar el fuego, esperar a que pierda algo de temperatura y agregar la crema muy caliente.

Mantener a fuego lento, removiendo con frecuencia, hasta que la salsa se reduzca a la mitad y empiece a espesarse. Salar, rociar con perejil picado y servir.

Datos:

Secos y frescos. En temporada no hay alternativa: el hongo fresco es el que manda, pero a veces las temporadas son muy cortas y los hongos desaparecen del mercado en un suspiro. Es el momento de las colmenillas secas. No hay más que hidratarlas con agua durante unas horas antes de cocinarlas. No es lo mismo... pero se acerca.



 

¿Ya has comprado los regalos de San Valentín para tu media naranja? ¿Este año te has propuesto sorprenderlo/a con un regalo original y diferente? Pues, no te preocupes, ya no tienes que seguir pensando como sorprenderlo/a: Aladinia te ofrece una experiencia diferente.

¿Alguna vez tu pareja ha soñado en conducir una ferrari? O tal vez, tu novia o esposa siempre tuvo la fantasía de hacer un book fotográfico....pues ahora cada uno de sus deseos son posibles gracias a Aladinia

Y es que Aladinia es una web para regalar experiencias: Conducir un Ferrari, Pilotar una Avioneta, Vuelos en Globo, Noches Románticas en Velero, Baños Árabes, Submarinismo, Paracaídas...Regalos originales para hombres y mujeres en 8 universos: Aire, Agua, Aventura, Bienestar, Escapadas, Fantasía, Gastronomía y Motor.

¿Te preguntarás que es esto de los ocho universos? Pues a modo de ejemplo nos gustaría compartir en detalle el universo de la gastronomía donde encontrarás una impresionante variedad de actividades relacionadas con al arte culinaria.

Curso de Cata de Vino: Despierta tus cinco sentidos y descubre la experiencia de catar un buen vino en una bodega histórica de Madrid.

Iniciación a la cata de cerveza: Pues, este podría ser el mejor regalo que jamás le hayas hecho a tu marido: invítalo a deleitar el paladar en un curso de iniciación a la cata de cerveza.

Cata de chocolates: Para las más dulceras, invítala a probar todo el chocolate que quiera en un curso de cata de chocolate.

Cavas submarinas y jornadas gastronómicas: ¿Quieres disfrutar de algo aún más original? Pues, ¿que te parece sorprender a tu pareja co una experiencia única que convine el buceo con la cata de vinos? Disfruta de una experiencia inigualable en Girona, visitando la primera cava submarina de Europa. 

Ya lo has visto....ahora no tienes excusa a la hora de sorprender a tu pareja con un regalos originales e inolvidable. Te invitamos a descubrir las diferentes opciones de regalos de San Valentín en Aladinia.

 

Continua leyendo esta noticia

Compartir


 

La gastronomía de la Argentina , y del Cono Sur en general, se caracteriza y diferencia de las gastronomías del resto de América por grandes aportes europeos. En Argentina se combinan pefectamente, la gastronomía italiana, española, indígena (de las distintas tribus, sobre todo las del Norte), africana y criolla. Para disfrutar de lacocina argentina, a continuación te enseñaremos paso a paso como preparar un cordero al vino blanco

Preparación

Para preparar este cordero al vino blanco, primero debemos deshuesar la paleta de cordero, desgrasarla y arrollarla. Calienta la mantequilla en una cacerola y dora la carne, de todos los lados hasta que haya adquirido bastante color y haya perdido la grasa.

Luego, pasa el jugo de cocción por un lienzo mojado en agua bien fría. Baña la carne con el coñac y enciéralo. Agrega el jugo de cocción desgrasado, el vino blanco, el caldo, la sal y por último la pimienta. Cocina durante una hora. 

Mientras, puedes ir preparando el arroz en una olla durante unos 10 minutos. Escúrrelo y agrégalo en una cacerola con el cordero. Termina la cocción en la salsa.

¿Qué te ha parecido esta preparación? ¿Alguna vez habías probado el cordero al vino blanco? Cuéntamos que te ha parecido esta receta típica de la cocina argentina. 

 



 

El sabor y los aromas del mediterráneo se dan cita en este plato de origen provenzal. La carne del róbalo, el hinojo silvestre, la ciboulette, las alcaparras... conviven y aportan un carácter particular a esta propuesta que, a su vez, con otros matices, se encuentra presente en otras cocinas, hoy para ti, el róbalo al hinojo.

Preparción:

Limpiar y escamar el róbalo. Salpimentar generosamente el interior y rellenarlo con la mitad de las ramas de hinojo.

Colocar el resto de las ramas -formando una base-sobre la rejilla del horno, ubicarla en la parte baja del horno, sobre una bandeja y encenderlo a 200° C. Asar durante 30 ó 35 minutos, dándolo vuelta a mitad de la cocción.

Picar muy finos el diente de ajo, los pepinillos y las alcaparras, mezclar con el perejil y la ciboulette y reservar. Ligar la yema de huevo con el aceite de oliva hasta obtener una mayonesa consistente y añadir la mostaza sin dejar de batir. Sazonar el preparado anterior antes de incorporar, poco a poco, la mayonesa. Reservar en una salsera.

Retirar el róbalo del horno, abrirlo en dos lomos, retirar la espina y las ramas de hinojo y servir inmediatamente.

Este plato es muy sencillo de preprarar y toma unicamente unos 40 minutos, sin embargo es una receta de costo elevado y un nivel de calorías medio.

 



El ajo es un elemento de primer orden en la cocina del sur de Francia. Quizás sea por lo que este plato llegue a la mesa, en muchos casos, con el alioli mezclado con las espinacas y las almejas, aunque eso puede resultar un inconveniente para algunos comensales. Lo mejor es que cada uno regule la cantidad de alioli que quiera en el plato: mucha, poca o nada.

Preparación

Poner las almejas en una fuente honda con agua fría y sal. Mantener durante 1 hora, cambiando el agua un pa de veces.

Saltear la cebolla -picada fina- con un poco de aceite d< oliva hasta que cambie de color. Agregar las espinacas -limpias y picadas gruesas-, sazonar, tapar y rehogar unos 5 minutos.

Abrir las almejas en una sartén ancha. Sacarlas, separar el cuerpo de las conchas y mantener al fuego el jugo qi han soltado hasta reducirlo a la mitad de su volumen. Dejar enfriar.

Preparar un alioli con el ajo, la yema de huevo, aceite de oliva y sal. Cuando esté ligado, añadir poco a poco la mitad del jugo de las almejas, sin dejar de batir.

Mezclar las espinacas con el resto del jugo de las almejas. Dar un hervor, añadir las almejas y servir acompañado por el alioli.



La Costa Azul propone una de las sopas más distinguidas de la cocina francesa: la bullabesa. Una receta de aromas mediterráneos que admite multitud de componentes, aunque algunos son imprescindibles: los pescados de roca, las hortalizas y las papas.

Preparación:

Limpiar todos los pescados, reservando las cabezas y las espinas. Saltear con aceite de oliva las cebollas -en láminas finas- y añadir la albahaca y los tomates -cortados en trozos-. Agregar las espinas machacadas, condimentar con sal, pimienta y unas hebras de azafrán. Saltear antes de incorporar 5 litros de agua y los cangrejos. Tapar y hervir 45 minutos a fuego lento.

Abrir el bollo de pan, restregar con el ajo, cortar en láminas, salpicarlas con aceite de oliva y dorar en el horno. Cocinar 2 papas en dos cucharones de caldo. Machacarlas con un tenedor y mezclar con el jugo de la cocción. Añadir aceite de oliva y batir hasta obtener una mayonesa. Colar el caldo, machacar los cangrejos y las espinas, recuperar el jugo que suelten. Cocinar en otra cacerola el resto de las papas durante 20 minutos. Cortar en láminas y reservar.

Extender los pescados sobre una fuente, aderezar con sal, pimienta y el anís. Cubrir con papas. Añadir el caldo cubriendo todo. Hornear 20 minutos, a 200° C. Añadir los mejillones y dejar en el horno hasta que se abran.



La cocina de la región de Provenza se destaca especialmente en los productos del mar y la sopa blanca de Sete es uno de sus emblemas. Una receta parecida a algunas de las sopas blancas que se cocinan en el litoral andaluz y que, en la versión originaria de Séte, tiene en el rape a su gran protagonista, aunque también se puede utilizar lubina o dorada.

Preparación:

Cocinar en una cacerola la parte blanca de un puerro, las cebollas y las zanahorias -cortadas en rodajas- y los dientes de ajo picados con el agua y el vino blanco. Mantener 30 minutos a fuego medio.

Incorporar el rape, limpio y cortado en trozos medianos, aderezar con el bouquet, un trocito de cascara de naran-1 ja, pimienta y sal, y cocinar unos 10 minutos (según el punto deseado para el rape).

Dorar las rebanadas de pan en el horno, a fuego suave.

Retirar el bouquet y el pescado, colar el caldo y mante¬nerlo a fuego vivo hasta reducirlo a la mitad. Dejar que pierda algo de temperatura antes de disolver en él 2 ó 3 cucharadas de alioli.

Servir el pescado en los platos, poner una rebanada de pan en cada uno, espolvorear con un poco de azafrán y I cubrir con el caldo.



Se viene el día de los enamorados y todos ya estamos pensando cómo podemos sorprender a nuestras medias naranjas. ¿Qué tal sorprenderlos con un delicioso postre a base de miel? A continuación te proponemos una sencilla y práctica receta para compartir con tu pareja. Te proponemos preparar un delicioso postre típico de la cocina española: Mousse de miel.

Preparación

Para preparar el mousse de miel, forra seis boles pequeños con film transparente, procurando que sea lo suficientemente largo como para poder cubrir la parte superior. Pon los huevos enteros, la miel y las yemas en un bol y bate hasta tener una mezcla espumosa.

Posteriormente, dispón la crema de leche en otro bol y bate a punto de nieve. Incorpora la mezcla de huevo y miel. Reparte la preparación entre los bols y cúbrelos con film. Deja descansar en el congelador por ocho horas, hasta que se cuajen.

Para servir el mousse de miel, retira el film de la parte superior y desmolda los mousses en platos individuales. Terminar por retirar lo que queda del film.

¿Qué te ha parecido esta preparación? Listo/a para sorprender a tu enamorado/a en el Día de San Valentín con este exquisito mousse de miel? ¡Cuéntanos como te ha salido!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...